Notas
CRÓNICA EXCLUSIVA


25/01/2023

Vistas : 1555

RECORDAR


Julio Paz y Roberto Cantos el Dúo Coplanacu cerró la cuarta luna coscoina bajo la lluvia en un concierto poblado de chacareras, zambas y escondidos y se destacaron junto a la jeraquía del dueto que protagonizaron el piano de Lito Vitale y la guitarra de Luis Salinas con el agregado de Juan Salinas, la poesía en la voz de Horacio Banegas, el chamamé personal y festivo de Los Alonsitos, el sentido canto jujeño de Bruno Arias y el regreso a Cosquín de la exquisita cantora popular cordobesa María Fernanda Júarez.

El Ballet Camin luego del grito habitual del “Aquí Cosquín” a cargo del coscoino maestro de ceremonias Claudio Júarez, le rindieron un merecido tributo al “bailarín de los montes”, Juan Saavedra quien protagonizó un hermoso cuadro con su estilo tan particular de renovación de la danza.

Ya en el inicio fue Vitale-Salinas con su espectáculo “Desde el alma” quienes convirtieron la plaza Próspero Molina en un verdadero templo con sus versiones únicas y llenas de improvisaciones en composiciones del estilo de justamente “Desde el alma”, la eterna zamba “La Pomeña”, el tango “Malena” y con el acompañamiento de Juan Salinas (hijo de Luis) en bombo y guitarra, deleitaron con “A Monteros”, “Zamba para no morir”, “Alfonsina y el mar”, “La ¨Pesada Salinas” y el final con “”Zamba de mi esperanza” y “Chacarera de un triste”, mostrando un toque de jerarquía a la luna de Cosquín, en un concierto dedicado a la memoria de la irrepetible “Negra” Mercedes Sosa.

Los Alonsitos festejaron sus 31 años de aquella Consagración de Cosquín en 1992 con un repertorio pleno de chamamés que los acompañaron en su extensa y rica carrera como “El gateao”, se pusieron románticos con “Eterno amor” y regresaron a todo ritmo con “Ladrillo bayo”, “Lucerito Alba” y un potpurrí de clásicos del litoral como “Km 11”, “A mi Corrientes Porá” y “El toro” y lo mismo para el final con sus éxitos “Ay amor”, “Un chamamé y un carnaval” y “Dejate”, piezas compuestas por el ex Trío Laurel, actual Tupá, Aldy Balestra.

La chacarera santiagueña con concepto, con fundamento en sus letras y pura poesía, se hizo presente con el canto del “maestro” Horacio Banegas secundado por sus hijos Hana en guitarra elécrtrica y Mono Banegas en bajo, más la bata de Franco Giovos, para entonar: “Santiago es pueblo que canta”, “Mi origen y mi lugar”, “Los ojos de los niños”, “Para cantar he nacido””Semillita”, “El color de la chacarera” y “Canción del quernero” de Jacinto Piedra para el final a toda euforia y buena música.

Jujuy presente con el mensaje del “Changuito Volador”, Bruno Arias quien junto a invitados realizó un set de composiciones de la talla de “Eterna risa” con el chuncano cantautor José Luis Aguirre, “Huancar” en tributo a los Heroes de Malvinas, “Ave de luz”, con el exquisito Guillermo Cides y su stick le regalaron al público “Los ejes de mi carreta” en una versión muy bien lograda y en el final un tributo a León Gieco con Solo le pido a Dios”.

La exquisita voz cordobesa de María Fernanda Júarez en su regreso triunfal a Cosquín, también le dio un toque de distinción con su personalidad de la mano de su más reciente disco “Cuando ella baila” con el tema “Nacida en agua de guerra”, una particular interpretación a la “Zamba del Chaguanco” de Hilda Herrera, junto al charanguista y cantor Pachi Herrera entonaron “Wammi Tusuy” y se despidió con “La aparecida.

Milena Salamanca mostró lo suyo en temas bien personales del estilo de “Con toda palabra”, “Pal tiempo del carnaval”, “Fenix en primavera”, “A Santiago canta y “Como flor de campo”.

Los Copla con la simpleza de su bombo (Julio Paz) y la guitarra (Roberto Cantos) con dos voces privilegiadas, cerraron la exquisita velada con un recorrido por su extenso y variado repertorio que los viene acompañando con sus 37 años de trayectoria ininterrumpida creando diferentes climas con “La flor azul”, “Escondido del rezabaile”, la exquisita versión de “Agitando pañuelos”, “Pampa del chañar”, “Escondido de la alabanza”, “Corazón santiagueño”, “Camino a Telares”, “Desmonte”, “Corazón atamisqueño” y “La algarrobera”, con el agregado de la lluvia que a pesar de la inclemencia del tiempo, el público siguió bailando y vivando a sus ídolos.

Completaron la jornada Carolina Peleriti, quien cantó “Chaya de la soledad”, “Ojos de cielo”, “Chacarera del sacrificio”, la agrupación Oiga Orquesta un colectivo musical de 19 músicos, pero sin mostrar un estilo definido y el Dúo Vocal Nicolás y Federico Pérez (sede Zapala), resultaron finalistas del Pre Cosquín en los rubros “dúo vocal” y también canción inédita con el tema “Al sur del cielo” del cantautor patagónico Ariel Arroyo.


Por :

Luis Digiano

Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios