Notas
CRÓNICA EXCLUSIVA

09/05/2019

Vistas : 307

RECORDAR


Aunque nació el 30 de abril, a Vitillo Ábalos le gusta festejar su cumpleaños el 8 de mayo, día en que fue anotado oficialmente este legendario bombisto, músico y bailarín santiagueño a quien un grupo de músicos y difusores reunidos le festejó el cumpleaños con música en vivo, por iniciativa del locutor César Tapia y con la producción de Silvia Majul.

De la mano de Elvira, su eterna compañera, Víctor Manuel “Vitillo” Ábalos bajó de su departamento y se encontró con la ejecución plena de “Chacarera del rancho”. José Ceña, Lucía Ceresani, Juan Manuel Gigena Ábalos –guitarrista de Ciro y Los Persas y sobrino nieto de Vitillo-, quien rodó “Abalos, una historia de cinco hermanos”, formaron parte de la celebración que continuó con “Feliz cumpleaños” a Vitillo en modo criollo.

Fue sin dudas el reconocimiento merecido a un baluarte del folklore argentino y protagonista de un hecho inédito: formó durante más de 60 años un grupo integrado por cinco hermanos, un caso único en la historia mundial.

Varios artistas no pudieron estar por cuestiones de agenda, como Franco Luciano y Musha Carabajal. Pero otros sí concurrieron, como el bisnieto de Andrés Chazarreta, Benjamín, quien también es músico y forma el grupo Los Chaza. También estuvo la bandoneonista Rocío Araujo y Nelson Jhon, quien forma “Gauchos off the Pampa”, con Juan Gigena Ábalos.

“Gracias, muchas gracias, qué linda sorpresa, es una caricia alma. Yo sigo sumando”, dijo Vitillo, entre sorprendido y emocionado. Se llevó la mano al corazón y lanzó besos a los músicos. Luego saludó a cada uno con un agradecimiento especial por haberse llegado hasta su casa para saludarlo.

Vitillo invitó a pasar a los músicos a su casa, les contó el día que conoció a The Beatles, reveló los secretos de algunas canciones famosas del quinteto, contó los viajes por el mundo con sus hermanos, los dos viajes al Vaticano para cantarle a Pablo VI y a Juan Pablo II y se prendió con el bombo en “Nostalgias Santiagueñas”, como para dejar sentado que mientras haya música, Vitillo seguirá vibrando al compás del legüero, 97 primaveras después


Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios