Notas
CRÓNICA EXCLUSIVA

13/01/2018

Vistas : 2116

RECORDAR


"Me están dejando cumplir un sueño", disparó desde el escenario Martín Fierro El Indio Lucio Rojas, ante unas más de 15 mil personas que colmaron el anfiteatro de Jesús María.  
 
Es que lo que pasó anoche quedará para siempre en su recuerdo y marca una bisagra en la carrera del artista salteño. Por el cariño de la gente, los aplausos, la buena crítica de los distintos medios especializados, pero sobre todo porque consiguió reflejar un "espectáculo del monte" bien logrado, en su debut como solista en el festival cordobés.
 
Acompañado de su hermano Alfredo y su sobrino Lautaro, brindó un exitoso show con una gran puesta en escena: fuego de artificios, papeles picado, bailarines y un despliegue de talentosos músicos que estuvieron a la altura de las circunstancias.  
 
Inició un potente repertorio con "Yo soy el indio", "La sin corazón", "Marca Borrada", "Una sola voz" y " A mi pueblo", entre otras, que fueron coreados y ovacionados de principio a fin. Pero también se la jugó estrenando temas como "La sencillita", "La puerta de tu adiós", "Corazón sentido" y "Alajita", que formarán parte de su próximo disco.
 
"Vine muchos años a este Festival, pero este es diferente porque hemos cantado las canciones que se crearon en el patio de tierra de nuestra casa. Y cuando vemos que el pueblo se divierte como hoy, nos emociona mucho", dijo Lucio en conferencia de prensa luego de su show.
 
Fue un concierto sólido, consagratorio, en el que durante una hora completa no se guardó absolutamente nada, donde mostró a flor de piel su raíz, su identidad del Chaco Salteño, con un trabajo bien cuidado desde lo estético y sonando todo a la perfección.
 
"Nos hemos preparado mucho para que todo salga bien esta noche y la ovación de la gente de hoy nos hace muy felices y nos la guardaremos para siempre", confesó emocionado ante los periodistas El Indio Lucio Rojas.  


Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios