Notas
NOTA DE INTERÉS

30/08/2016

Vistas : 1194

RECORDAR


El dúo que forman el guitarrista Juan Falú y el multi-instrumentista Marcelo Moguilevsky, auténtico encuentro de virtuosos de la música popular argentina, presenta su flamante tercer CD Ayer es siempre y publicado por Alfiz Discos, a 30 años de su primera grabación conjunta.

Grabado en vivo en Espacio Tucumán en mayo del año pasado, el disco registra una serie de versiones libres de clásicos del folklore, con varias obras del Cuchi Leguizamón (Zamba de argamonte, Zamba de lozano, Coplas del regreso, Zamba del laurel y Si llega a ser tucumana), piezas de Ramón Ayala (Pan del agua), Hermanos Díaz (La Vieja) y Pepe Núñez (Del 55 y La cruzadita). El compacto también tiene un tema que compuso Juan Falú y que da nombre al CD. “Decidimos llamar a este disco Ayer es siempre, una pieza dedicada por Juan a su hermano que partió, y titulada así por la misma sensación de proteger un ayer como una vivencia inextinguible”, explican Falú y Moguilevsky en el sobre interno del compacto. El disco mantiene la improvisación y el diálogo del contrapunto en la intimidad de la guitarra y los instrumentos de viento, elementos que caracterizaron también a sus discos anteriores, Improvisaciones(1996) y Semitas (2003), en los que hicieron bellísimas versiones de músicas folklóricas y urbanas. Falú y Moguilevsky cantan también en algunos temas.

Guitarrista, compositor, docente y considerado un referente musical nacional, Juan Falú es figura clave del folklore con 50 años de trayectoria. Desde 1995 dirige el festival Guitarras del Mundo, que convoca a instrumentistas argentinos y del mundo. Lleva 30 años ininterrumpidos llevando la música argentina por alrededor de 40 países de Europa, Asia, Africa y las Américas. Como docente su labor es fundamental: transmitió el lenguaje a las nuevas generaciones en el Conservatorio Superior de Música Manuel de Falla, donde colaboró en la creación de la primera Carrera Superior de Folklore y Tango y es creador y director de la Licenciatura de Música Argentina en la Universidad Nacional de San Martín.

Marcelo Moguilevsky alterna diferentes instrumentos de viento, como el clarinete, el saxo y la flauta, y su labor se proyecta más allá de un género: entre el jazz, el folklore, el klezmer y la música clásica, integra diferentes propuestas –desde un dúo con el acordeonista César Lerner a espectáculos basados en textos de Pessoa, Cortázar y Borges junto al poeta y ensayista Santiago Kovadloff– y compone para cine, danza y teatro. También es docente, y dicta cursos y seminarios de improvisación, lenguaje en el que destaca como uno de los músicos más talentosos y referenciales de nuestro país.

  ELLOS CUENTAN ASÍ: 
En 1996 editamos nuestro primer CD: Improvisaciones. En 2003 el segundo: Semitas. Este es nuestro tercer disco, en un período de 30 años. Nunca perseguimos la idea de grabar muchos discos, o de tocar muchas veces. Simplemente, dejamos que sucedan los encuentros. La distancia entre disco y disco, o entre tocar y tocar, fue siempre la mejor medida de una comunicación musical profunda y que nos deposita en el centro mismo de nuestra tierra.

En esa distancia corroboramos lo igual y lo diferente. Siempre igual el modo de tocar versiones libres, siempre igual los reflejos para que cada cual escuche y haga suyas las invenciones del otro. Y lo diferente tal vez sea el tiempo mismo, que transcurre y deja sus señales. En nuestro caso nos ocasionó un gradual “rallentando”, lo cual es recibido como una buena noticia para nuestras sensibilidades moldeadas por la vida misma. El tiempo también plasma la historia vivida, iniciada a comienzos de los ´90 con una inesperada improvisación de la chacarera Del 55, durante una reunión musical a la que habíamos asistido sin conocernos.

Y como homenaje a un encuentro fundacional, decidimos llamar a este disco Ayer es siempre, una pieza dedicada por Juan a su hermano que partió y titulada así por la misma sensación de proteger un ayer como vivencia inextinguible. 30 años no es poco. Fuimos testigos de partidas que nos dolieron y alumbramientos de nuevas vidas. Caminamos por separado cada cual alimentando sus propios pasos y siempre con la sensación de que en cualquier momento la música podrá convocarnos, encendernos, comunicarnos.

Si bien rendimos un homenaje al ayer, al nuestro, al de nuestras músicas, al de nuestros mayores, nos anima una enorme curiosidad saber cómo será el disco del mañana, pues ya aprendimos a considerar nuestra modesta serie de un disco por década, como una suerte de almanaque del alma. Este CD fue grabado en vivo. Nos faltaba eso. Porque es allí, en vivo, donde sucede todo lo que es difícil expresar en estas palabras y en todas las palabras.

  EL DATO: 
11, 18, 25 de septiembre - 21 hs
Café Vinilo - Gorriti  3780 - CABA



Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios