Notas
CRÓNICA EXCLUSIVA


20/11/2012

Vistas : 2830

RECORDAR


El joven conjunto vocal salteño integrado por Rodrigo Gravaruk (1ra voz), Sebastián Juárez (2da voz), Martín Saavedra (voz y guitarra) y Ramiro Yáñez (batería y bombo legüero) brindó un alegre espectáculo el sábado 17 de noviembre en La Trastienda Club, donde presentaron las canciones de su flamante disco Convivencias paralelas.

Frente a un gran marco de público que se acercó al barrio de San Telmo para presenciar la tan esperada función del conjunto proveniente de Salta en Buenos Aires, subió al escenario a las 21 horas Efraín Colombo. El cantante santafesino entonó “Eulalia” y “De memoria te sé” para ofrecer la antesala de la noche.

Con elegantes trajes y algunos cambios de apariencia, pero con la gran simpleza y humildad que los caracteriza, los Guitarreros irrumpieron ante sus seguidores que los esperaban ansiosos con una fuerte ovación. La palmas se extendieron para acompañar al compás de la chacarera “Savia de cantor” y de la zamba “Febrero en mi alma”, que dibuja en sus versos los paisajes de Cafayate. Seguidamente, para continuar evocando tierras salteñas, entonaron “Cuando me acuerdo de Salta”, zamba que se encuentra en su primer disco En el camino (2008).

Si bien es un grupo joven, Guitarreros viene transitando a paso firme el sendero de la música y hace sentir cada vez más su presencia en los festivales folklóricos más importantes del país. En los últimos años han cosechado significativos reconocimientos entre los que se destaca la adjudicación del premio Consagración en el Festival de Cosquín 2010. En este mismo escenario Guitarreros tuvo el honor de interpretar el clásico Himno a Cosquín en la apertura de este año.

Su característica conjunción de voces obsequia una armonía sin igual en cada canción y su interpretación con alegría y sentimiento hace que cada verso llegue al público de una manera muy especial y distintiva.

Uno de los momentos más esperados llegó con la presentación de “Convivencias paralelas”, corte que le dio nombre a su nuevo disco que contiene 13 temas -algunos de su autoría, otros de distintos autores del folklore argentino y un huayno boliviano-. “Esta es una historia muy particular entre nosotros pero ahora somos amigos de nuevo. Ya no nos separa nadie más después de esto”, bromearon los músicos arriba del escenario tras finalizar esta canción que compusieron en conjunto los cuatro integrantes de grupo, que trata del engaño de una mujer.

Seguidamente sonaron la zamba de Daniel Toro, “Agüita y sal”; y la chacarera de Mario Álvarez Quiroga, “De amores tuyos”. Para esta última el público se animó a bailar en los espacios libres de La Trastienda al compás de la melodía marcada por el bombo legüero. También interpretaron la zamba de Carlos “Chango” Nieto, “A Monteros”, que despertó los gritos de las mujeres presentes con la voz grave de Martín.

Promediando la noche, el conjunto salteño regaló una hermosa versión de “Un día te querré”, en la que dejaron al público en total silencio admirando los matices de sus voces que se lucieron también en una canción romántica titulada “Donatella”.

Con el huayno “Solita y sola” todos comenzaron a moverse desde sus asientos y, de inmediato, sonó el nuevo alegre tinku de Ramiro y Martín llamado “Otra ilusión”. Los músicos bailaron efusivamente arriba del escenario contagiando a los presentes que siguieron de fiesta con estos ritmos festivos que dieron paso a “Way ay ay”, huayno perteneciente a Ulises Hermosa, del legendario conjunto boliviano Los Kjarkas.

Para calmar un poco este intenso momento, tras unos versos de Javier Valenzuela (productor ejecutivo de Guitarreros) los músicos deleitaron al público con sus increíbles voces en la emotiva canción “Cuestión de fe” y en la zamba de Roberto Ternán, “Te mentí el adiós”. También aprovecharon para presentar a su banda formada por: Rolando Cardozo (guitarra eléctrica), Ariel Ibáñez (bandoneón), Gustavo García (bajo), Fabio Yánez (percusión) y Pío Uriburu (teclados).

El intercambio de palabras y chistes entre los músicos y, además, la constante interacción con gran alegría y humor con los presentes se destacó a lo largo de toda la velada. Para ir cerrando la hermosa noche de Guitarreros en Capital Federal, sonó la alegre melodía de “Prohibido bendecido”, una canción de amor escrita por Sebastián para este tercer disco; y “Bésame”, canción con ritmo latino de los hermanos Martín y Miguel Saavedra.

El bandoneón marcó el inicio de una increíble versión de “La maza”, tema de Silvio Rodríguez que se encuentra en el segundo disco de Guitarreros, Somos (2010). Esta canción, que despertó una gran ovación de todo el público, se la dedicaron a sus seguidores por el cariño que les brindan, por acompañarlos siempre y por hacerlos sentir cada vez más importantes y parte del folklore argentino.

Guitarreros, muy felices por haber podido mostrar al público porteño su nuevo material discográfico, se despidió a pura fiesta con un mix de canciones con “El humahuaqueño”, “La gota fría”, “Te vas”, “Luna de Tartagal” y “Candombe para José” en el que todo el público los despidió bailando de pie con una gran ovación.


Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios