Notas
NOTA DE INTERÉS


02/08/2012

Vistas : 986

RECORDAR


Desde los consagrados Orozco-Barrientos hasta los experimentales Sonido Guay Ñeñe pasando por los aires ciudadanos de Altertango, el ciclo “Mendoza en Buenos Aires” promete traer a la escena porteña lo más representativo de la movida musical mendocina. Dando un espacio que, muchas veces por desconocimiento, los artistas de las provincias no tienen, el ciclo comienza este sábado 4 de agosto a las 21 horas y se prolongará hasta fin de año.

La cita es el barrio de San Telmo, en el Centro Cultural Caras y Caretas donde por una entrada muy accesible -apenas diez pesos- además de los dos grupos por noche, habrá degustaciones de vino de las mejores bodegas de Mendoza. Con tal motivo conversamos con Juan Lucangioli, coordinador artístico del ciclo.

¿Cuál es el propósito del ciclo y cómo se está organizando?

Tiene dos grandes ejes: uno es ayudar a nuestros artistas de la escena local de Mendoza a llevar su propuesta a la gran ciudad, lo que muchas veces lo hacen desde la autogestión, a pulmón. En condiciones que consideramos que no son fáciles u honorables para ellos. Esta es una manera de poner a disposición los recursos del Ministerio de Cultura de la provincia para ayudar a estos artistas que vienen trabajando tan honorablemente, y respetar su condición y su honor de artistas. Por otro lado es una manera de defender la música de Mendoza. Mendoza, hoy, es una de las plazas, sin lugar a dudas, más importantes del país. Cuenta con una universidad de música popular, tiene una movida muy importante más la tradición que tiene la música cuyana. Vamos a mostrar la música que hoy se está haciendo en Mendoza. Con doce referentes vamos a defender la música que se está haciendo hoy en Mendoza. Entendida la música desde un concepto amplio, no sólo la música cuyana, si no toda la música que se hace en la provincia. La música latinoamericana, la fusión, el tango, la canción de autor… un amplio espectro de música popular que se realiza en la provincia.

Si no es exclusivamente música cuyana ¿cuál es el criterio de selección?

El criterio es la calidad artística y la autogestión: los grupos que vienen trabajando en la provincia. Evaluamos eso. Aquellos que ya tienen un disco o están terminándolo, los que ya han ido a Buenos Aires haciéndolo a pulmón, que se está destacando en la escena local, músicos que han sido amadrinados por artistas de la talla de Mercedes Sosa, por ejemplo, como Sebastián Garay o María Eugenia Fernández. También priorizamos que la música cuyana esté presente. De los dos números por noche, siempre va a haber uno dedicado a la música cuyana o al folclore. Nosotros lanzamos la convocatoria a todos aquellos que quisieran participar y tomamos seis números de folclore y otros tantos que pueden ser de diferentes géneros, pero siempre que tuvieran alguna relación con Mendoza, que hablaran de Mendoza o tuvieran alguna relación con la música de Cuyo. Que representara de alguna manera a Mendoza. Se han presentado grandes artistas que por ahí tocan jazz o cantan en otro idioma y pensamos que este no era el espacio más correcto para que se presentaran.

¿Cómo es la dinámica del ciclo?

A partir de las 21 horas, en el Centro Caras y Caretas, estaremos esperándolos con una copa de vino para degustar. Algunas noches de una bodega en particular y otras noches de algunas bodegas boutique que no llegan a Buenos Aires. Luego toca el primer grupo, un espectáculo de 45 minutos aproximadamente y salimos a otra degustación y luego toca el segundo grupo. Nosotros ofrecemos la música y el vino.

Es imprescindible el vino si hablamos de Mendoza…

El nombre de Mendoza está asociado indefectiblemente al vino y está muy bien que así sea. Queremos dejar en claro que lo hacemos como una manera más de apoyar a los músicos. Para darle un atractivo más al ciclo. Porque lo que buscamos es convocar a la gente, que la gente vaya. Va a haber grupos que la gente seguramente conozca, como Orozco-Barrientos, Altertango o Sebastián Garay, pero la mayoría van a ser músicos que estamos concientes que no han tenido todavía una difusión en Buenos Aires. Por eso pedimos al público porteño que vaya, curioso y abierto, a escuchar música de autores jóvenes, de músicos que no conocen. Entonces el vino es una manera más de convencer a la gente que venga a lo que realmente queremos que vengan: a escuchar a nuestros artistas.

¿Crees que imprescindible el paso de los artistas de las provincias por la ciudad de Buenos Aires?

Si me preguntas como una opinión personal, creo que sí. Sin alguna duda lo es. Buenos Aires es el único mercado grande que tiene la Argentina. Si lo vemos desde el lado de los consumidores culturales, Buenos Aires es “el” mercado argentino. Y estamos tratando de llevar a nuestros artistas a vivir de la música, a tratar de generar condiciones de sustentabilidad a la actividad musical y en ese sentido es imprescindible el paso por Buenos Aires, porque muchas veces el paso de Buenos cae como cascada al resto del país. Y por otro lado, si sacamos lo que es mi opinión personal, estudiando la situación de los músicos locales, veíamos que es el lugar adonde tienden a ir, lo que buscan es ir a Buenos Aires. Por eso tomamos este “pedido”, esta situación de ellos y hacemos este ciclo en Buenos Aires. De todas maneras nos resultaría buenísimo hacer este ciclo en otros lugares del país. Incluso ya tenemos una invitación para hacerlo en Montevideo, que ojala se concrete.

Para agendar: “Mendoza en Buenos Aires” se desarrollará con dos conciertos por mes durante agosto, noviembre y diciembre, y en cada uno actuarán dos números artísticos.

4 y 11 de Agosto: Dúo Tardeagua y Altertango / Dúo Nuevo Cuyo y Juampi Dicésare

3 y 10 de Noviembre: Orozco – Barrientos y Paula Neder / Gabriela Fernández y Jose y el Monstruo

1 y 8 de Diciembre: Facundo Jofré y Sebastián Garay /María Eugenia Fernández y Sonido Guay Ñeñe.


Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios