Notas
ENTREVISTA

Un prestador de canciones


28/12/2004

Vistas : 2002

RECORDAR


“Hace un año que he decidido dividir mi tiempo, la mitad del año aquí en Argentina y la mitad del año allí en España, después de treinta y un años. Estoy bien, porque es un viejo sueño que por fin puedo realizar y después porque estoy reencontrándome con compañeros, con gente que hace años que no veía y eso es lindo. Siempre es importante y enriquecedor. Sobretodo cuando en España se lleva una vida muy distinta que la de acá. Es una vida de hacer un trabajo solitario, y hay poca conexión, o por lo menos yo tengo poca conexión, pero creo que es bastante generalizado entre los artistas. Así que me siento bien”, arranca verborrágico Rafael Amor.

Este hombre, de barba blanca y abundante cabello, nacido en Buenos Aires, es considerado por sus compañeros como uno de los más destacados autores de su generación. Sus canciones han sido grabadas por prestigiosos intérpretes como Alberto Cortéz, José Larralde, Facundo Cabral, Mercedes Sosa, Los cuatro de Córdoba, Cantoral, Los Sabandeños, Chango Nieto, Jairo, Cantores de Híspalis y otros compañeros menos conocidos pero, según sus palabras, igualmente queridos y a los que agradece siempre de corazón.
 
Barricada de cantos
“Los discos míos siempre tienen un claro matiz, un claro sesgo, que es el de primero que nada que suene como en vivo. Cuando he hecho discos de estudio y que se me han puesto músicos, hemos tratado de que sea lo más íntimo y lo más parecido a lo que hago en vivo con la guitarra. Y estos discos que estoy grabando en directo, por ejemplo, este reciente material discográfico, Barricantos, lo grabamos en Madrid, en la sala Galileo Galilei. También grabamos en el mes de mayo pasado, en el ND Ateneo, un disco en vivo, que próximamente saldrá y grabamos el anterior a Barricantos, que es ´El Mundo se mueve´, también en vivo. Esos son discos que se graban tal cual como rajan, así, directamente una actuación con chistes, comentarios, anécdotas y las canciones y poemas”, comenta Rafael Amor.

Con ojos atentos, chistes y comentarios ajustadamente irónicos, el hijo de Francisco Amor, aquel famoso cantante de la orquesta de Francisco Canaro, agrega comentarios sobre su disco: “este disco es una barricada, digamos un lugar de resistencia ante el intento de vaciar de contenido a las cosas más sublimes del ser humano, empezando por la condición de humano. Que se trata de clonar en aras, de una imagen, como un envase pero sin nada adentro. Algo que parece pero que no es. Entonces yo he hecho una barricada de amor, de ternura, de poesía, de música y de humor y también de contenido social. Esa es la esencia del disco”.

En el arte del disco, entre el bordó, el marrón, el negro y el blanco, Rafael escribió en Navacerrada, en el año 2003: “Barricada de cantos, alzada en medio de la frivolidad y el sometimiento a los caprichos del sistema / Renunciamiento al sortilegio de sus cantos de sirenas, al beso tramposo del éxito entre sus brazos asfixiantes / Entre la bolsa y la vida: la vida siempre / 30 años de memoria y de escaparle al sumidero por el que, inevitablemente, desaparecen los que venden el alma / Este es un secreto entre ustedes y yo”.
 
Tiempos de poesía
“Yo creo que siempre ha sido difícil hacer poesía. Porque generalmente el ser humano, está ocupado en cosas aparentemente más urgentes como son las guerras, las especulaciones o la acumulación. Yo me dedico a la poesía pero no todo el día. Hay momentos en los que atrapo un duende, o la magia de una idea, o una metáfora y bueno, ahí me contento porque consigo ser poeta, pero eso no es constante ni es todo el día. Ha sido minoritaria, porque generalmente porque las sociedades han sido vergonzantes de lo que representa sacar la ternura y las emociones de adentro, las pasiones también de adentro. Generalmente, la mediocridad y el fascismo han tratado siempre de cercenar las demostraciones de los sentimientos. La prueba está en que los grandes líderes de los movimientos fascistas como Hitler o como Franco en España, su principal discurso era impasible en ademán y no dejar traslucir los sentimientos. Mucha gente confunde la ternura, los sentimientos y el ser abierto en ese sentido, con debilidad y no es así. En absoluto. No. Al contrario, se puede ser muy sensible y darle lugar a la ternura, y ser alguien verdaderamente con ideas firmes y ser flexible, pero ser dolo ante las injusticias, ante la dominación, ante el descarno que a veces sufre la condición humana. Y bueno, entonces mucha gente confunde y dice que los poetas siempre están soñando, siempre están hablando de la belleza, cuando en realidad hay otras cosas más urgentes. Y no es así, porque a través de la poesía y muchas veces a través de la juglaría, se han hecho denuncias de las cosas que suelen asolar al género humano. Históricamente además”.
 
Entre España y Buenos Aires
Seis meses aquí y seis allá, es el modo de vivir de Rafael Amor. En 1973, se fue a España y comenta: “Cuando yo fui, era un país del tercer mundo y por lo tanto tenía la cultura que ya sabemos que es una consecuencia de lo económico fundamentalmente. España en ese momento tenía la cultura del tercer mundo. Con los años y el advenimiento de la democracia, España entró por necesidad en el círculo europeo en la creación de la Comunidad Económica Europea y se ha convertido en un país del primer mundo. Y su cultura también ha variado y se ha convertido en la cultura del primer mundo o en hechos culturales del primer mundo, con lo cual, para mi opinión personal no es nada, no es crecimiento. Es un decrecimiento. España ha decrecido culturalmente en estos tiempos. Si bien salieron de una dictadura feroz y genocida como fue la franquista, había esperanzas de construir un mundo económica y culturalmente mejor. Pero, entró directamente de lleno al mundo económico y a la cultura del primer mundo que se basa esencialmente en la producción y no profundiza mucho las necesidades humanas, entonces tiene esa cultura hoy día. Y se ve. Pasó por la cultura del pelotazo, de la plata dulce, como pasamos nosotros y toda la gama de la estupidez humana, se ve en la televisión y en algunos espectáculos. No obstante, como toda cosa tiene su contradicción: que es una unidad en contrario que marchan juntos y hay en la periferia cultural o en lo más profundo del pueblo español una ansiedad de resistencia ante tanta banalidad y tanta estupidez. Y hay mucha gente, ya que se suma al movimiento de los que reivindican otro tipo de cosas”.
 
Treinta años de memoria
“Yo rescato todo lo que hice, porque todo deja una enseñanza. Hasta incluso las cosas más amargas. Así que no estoy arrepentido de haber vivido nada de lo que viví y rescato todo. Precisamente por eso, porque en la práctica, en lo empírico, es fundamental. Sobre todo en el caso mío que yo soy, me adscribo íntegramente a la juglaría, a cronicar la realidad con las cosas buenas y con las cosas malas. Tengo que considerar que todo me ha enriquecido. Y bueno, no estoy arrepentido de nada de lo que hice y estoy en plena vigencia, peleando todos los días junto a las generaciones más jóvenes y a las mayores”.

En “Barricadas” Rafael Amor, incluye como primer tema del disco una canción titulada “A ti que eres joven”, que le pertenece en la música y la letra a su padre. “Es un poema que mi padre me hizo, y me lo dejó una noche sobre la mesa de luz. Yo era muy joven, tenía veintiún años. Y dice: "A ti que eres joven canta, a ti que eres joven baila, el hombre la pala al hombre, bebe su vida y ama, pero no deja que nadie robe las palomas de su garganta". Le puse música y lo canté. Le viene bien a mis hijos y a todos los muchachos que están creciendo hoy. Indudablemente la juventud tiene mucho que enseñar, porque yo creo que la juventud es fundamentalmente, tiene una gran riqueza no sólo ya de la experiencia, pero si el ímpetu que tiene la juventud en sí. Y bueno, hay que aprender a respetar a los jóvenes y también a los ancianos. A lo


Comentarios

Registrarse



Ingreso de usuarios